QUERCUS SUBER

QUERCUS SUBER L.                                                                FAGACEAE

Syn.     Quercus suberosa Salisb.

Cast. Alcornoque; Fra. Chene liège. Surier; Ing. Cork Oak; Ale. Korkeiche; Ita. Sughera, Quercia da Sughero

                                                                                        Origen: Sur de Europa y N. África

Etimología.- Linneo toma como nombre específico suber que era con el que lo conocían los romanos.

El alcornoque es un árbol robusto y fuerte que no suele pasar de los 15 o 20 m. de altura. Presenta raíces vigorosas y penetrantes que se desarrollan en todas direcciones con una raíz principal recia que puede profundizar más de un metro y raíces secundarias que pueden adherirse en cualquier terreno o zona produce renuevos de raíz.

Su tronco es erecto y esbelto. El corcho que se forma en el exterior de la corteza, tanto en el tronco como en las ramas está formada por materia muerta del vegetal. El primer corcho se llama "bornizo". Levantado este que puede alcanzar un grosor de 12 a 15 cm. empieza a formarse otro llamado "casca", con posteriori­dad se forma el que se llama "secundero", de capa externa oscura que está finalmente agrietado a lo largo del tronco, y es fibroso o lechoso.

Hojas pequeñas simples, alternas, pecioladas, ovales con ondulaciones en los bordes, coriáceas, persistentes. Haz verdoso oscuro, el envés tomentoso blanquecino. La floración es difusa, sus frutos solitarios son las bellotas, con cúpula con escamas salientes, vellosas que cubren su mitad.

No soporta suelos calcáreos, se sitúa preferentemente en suelos de formación primaria, areniscas, silíceas, secundarias y terciarias. Se sitúa en climas litorales y sublitorales y cuando se adentra en zonas continentales busca enclaves donde reciba influencias marinas. Prefiere terrenos frescos, sueltos y algo profundos.

Es un árbol que soporta fuertes calores y no tolera heladas intensas. Es exclusivo del Mediterráneo Occidental extendiéndose por Portugal, España, Sur de Francia, N. de África, Cerdeña, Italia y E. de Yugoslavia.

Es utilizado en jardinería por la facilidad con que se trasplantan grandes ejemplares, en nuestra ciudad como árbol de vía pública se encuentra en la Avda. Blas Infante y Avda. de la Paz, plantado como árbol autóctono representativo de Andalucía. Sólo pocos ejemplares existen recién plantados en el parque de María Luisa.

Se reproduce bien de bellota, mejor si ésta es segundera o mediana.

Madera muy pesada, dura y tenaz.

El principal producto es el corcho. Su utilización paisajística es valiosa en las formaciones rocosas abruptas de Algeciras y serranía de Aracena en Andalucía.