SALIX BABYLONICA

SALIX BABYLONICA L.                                                               SALICACEAE

Syn.     Salix péndula. Moench.

Cast. Sauce llorón; Fra. Saule pleurer; Ing. Weeping willow; Ale. Babylonische weide; Ita. Salcio, Salice piangente

                                                                                                            Origen: Este de Asia. China

Etimología.- Salix del céltico "sal"=cerca y "lis"=agua, refiriéndose a vivir cerca del agua, o del latín salix=mimbre o sauce. babylónica alude a Babilonia, en Mesopotamia, zona donde se le creía nativo.

Árbol de gran vigor y crecimiento rápido, caducifolio, de 8 a 12 m. de altura, con ramas finas y delgadas, flexibles, largas y colgantes, dando al árbol un porte especial y particularmente decorativo.

Hojas linear-lanceoladas de 8-16 cm. de longitud, acuminadas, de borde finamente aserrado, algo glaucas al envés cuando adultas. Peciolo corto y algo pubescente. Inflorescencias que aparecen al mismo tiempo que las hojas. Son amentos cilíndricos de 2-5,5 cm. de longitud, con flores de color amarillo pálido. Flores insignificantes de abril a mayo.

Cultivo.- Se multiplica por esquejes e injertos, enraiza muy bien. Árbol que prefiere lugares frescos y húmedos. De escasa longevidad en nuestro clima, donde al igual que otras plantas de la familia de las salicáceas sufre ataques importantes de insectos minadores o taladradores de madera que les producen graves daños que ocasionan su degradación y muerte.

Es aconsejable su plantación para conseguir efectos rápidos pero poco duraderos.

Se cultivan varias especies con los mismos problemas, la más resistente es la S. viminalis L.- Mimbrera que crece en orillas de ríos.

Otras variedades en cultivo son poco utilizadas por la facilidad con que son atacadas: Salix alba, Salix caprea, S. matsudana "tortuosa", S. rosmarinifolia, etc...