ÁRBOLES PERDIDOS. José Elías Bonells.

En mis paseos por los jardines me encontré con la desagradable sorpresa de que la magnifica Erythrina Crista Galli, Árbol del Coral, que existía en los jardines de la Maestranza había desaparecido. Una podredumbre interior había descompensado el peso de su volumen de copa y se había desgajado completamente. El interés de este árbol en Sevilla es que existen muy pocos desarrollados, ya que por su origen tropical o subtropical teme las heladas. El primero en caer fue el del Hotel Alfonso XIII del  cual acompaño foto en su buen estado, así como la de la recién desaparecida de los Jardines de la Maestranza. A estos ejemplares hay que unirle la pérdida del más de centenario pino del Paseo de Catalina de Ribera, que se ha secado recientemente.

Es urgente y necesario que estos ejemplares singulares de la ciudad sean debidamente conservados y protegidos, ya que, con su pérdida, desaparece la historia del Patrimonio arbóreo de la ciudad.